fbpx
CARGANDO

¿Cómo puedo comenzar el camino de transformación personal?

por Jhenny Antiques noviembre 23, 2020

En el camino de la vida siempre llega un momento en que nos cuestionamos. Criticamos nuestro peso, objetamos la manera de vestir, el trabajo que hacemos, nuestra relación con las personas que decimos amar y en el peor de los casos hasta la vida que llevamos. Se quiera o no, crecemos sumergidos en el que dirán las personas, tomamos decisiones impulsados por el devenir de las cosas y no nos damos el tiempo para reflexionar en cómo llegamos al lugar donde estamoshacia donde vamos y por qué nos encontramos así, cuestionándonos, inconformes y, a veces, infelices. Es durante esa profunda reflexión que entendemos que necesitamos cambiar y no hablo de hacer una dieta 😅.

Necesitamos hacer un cambio profundo para convertir lo que somos en la persona que nos gustaría ser.

El camino del cambio personal está lleno de profundas reflexiones que nos enseñan el poder que tiene el crecimiento personal en la transformación de nuestras vidas. En este proceso tratamos de descubrir nuestra propia identidad, desechar esos demonios internos que albergamos y nos hacen infelices, no nos dejan crecer, ni prosperar. Estas reflexiones, aparentemente inofensivas, son el comienzo hacia el autodescubrimiento y toma de conciencia sobre nosotros mismos. Este es el punto de partida para entender que necesitamos y estamos en el camino de hacer una profunda transformación personal.

¿Por qué es importante atender al llamado de la transformación personal?

Es posible que hayas emprendido este proceso autoreflexivo en varias ocasiones. Y, puede, que siempre que lo haces descubres que terminas regresando al mismo lugar, con los mismo malos hábitos, los mismos tipos de pensamientos que no te ayudan en nada… y así sucesivamente, te levantas y sigues caminando, solo para volver a encontrarte con tu propio laberinto, pero cada vez con mayor frustración.

Si estamos inmersos en ese círculo vicioso y, a algunas veces, autodestructivo es el momento de transformarnos a nosotros mismos.

Transformarse no es cambiar, es evolucionar hacia lo mejor que podemos ser y eso es posible a través del crecimiento personal. Clic para tuitear

Toda transformación pasa por un proceso lógico. Es un camino estructurado que nos debe llevar a romper con los patrones de hábitos, pensamientos y comportamientos que NO nos dejan avanzar ni son herramientas a favor de nuestra felicidad y bienestar.

Esto es, cortar esos pensamientos que determinan nuestras elecciones; terminar esas elecciones que dictaminan nuestro comportamiento, finalizar esos comportamientos que nos llenan de experiencias de vida no reconfortantes, experiencias negativas que nos impiden reencontrar la alegría de vivir y ser nosotros mismos disfrutando de nuestras vidas. Pero, ¿como podemos dejar esa adicción de ser “nosotros mismos”?, por decirlo de alguna manera, ¿por dónde comenzar?.

5 Consejos para el camino de una transformación personal exitosa

Desde que tengo uso de razón siempre me he cuestionado todo… TODO… de todo y de mi misma; esa misma inquietud me ha llevado a mi propia transformación personal (en mi bio puedes saber más de mi), por esta razón he creado éste post, para darte los 5 consejos más sencillos para que puedas comenzar tu proceso de transformación. Como digo, es un proceso y toma su tiempo, aunque te sientas dando vueltas, nunca abandones, ten en cuenta los consejos y súmale los de tu propia experiencia. Eso si, antes de empezar debes TOMAR LA DESICIÓN convencida por tus propios valores (el valor de ser tu misma/mismo, el valor de ser libre, el valor de ser felíz, etc.)

Romper con esa programación de vida requiere de un modelo para inspirar una transformación personal consciente, profunda y definitiva en nosotros:

  1. Dá el primer paso hacia el autoconocimiento para descubrir la persona que realmente eres. El camino del crecimiento personal es un proceso individual y muy personal, no se importa, ni se compra. Es producto del trabajo y la perseverancia. Conocerte a ti misma/mismo, averiguar sobre las cosas que realmente te importan, lo que quieres lograr en la vida, hasta donde llegar, que te hace felíz, tus sueños y esperanzas. Es el primer paso hacia una transformación real y tu desarrollo personal.
  2. Visualiza esa nueva etapa de la vida que quieres vivir. Crea una visión inspiradora de ese nuevo “yo” y del destino que anhelas conseguir. La programación neurolingüística, de la mano de una educación en inteligencia emocional, son herramientas poderosísimas en el proceso de ese futuro prometedor que queremos crear. Es momento, tal vez, de buscar ayuda para continuar: una lectura diaria, un video motivacional, personas afines, personas en el mismo proceso… una sesión conmigo 😁😉 … todo puede ayudar.
  3. Desafía los límites y abandona la zona de confort. Esa adicción al “yo” se nutre de comodidad al 100% y mientras se sienta alimentado no nos dejará avanzar ni continuar los planes de crecimiento personal. Recuerda que los miedos, el temor al fracaso y las rutinas se transforman en barreras que parecen insondables, pero que se transparentan solo hasta el momento que decidimos luchar. Eres dueño de tu mente y tu realidad.
  4. Establece un plan de acción, define objetivos y planifica metas. Al establecer prioridades trata de averiguar qué acciones te llevarían más cerca de ese futuro que quieres alcanzar. El autoconocimiento ayuda a definir planes más realistas. Conocer lo que nos hace feliz nos ayuda a establecer metas a corto plazo e ir evolucionando. El crecimiento personal es un proceso dinámico que no todo el tiempo termina en aplausos, pero se retroalimenta para probar nuevas rutas de escape.
  5. No dejes de actuar, haz los cambios realidad, transita los nuevos caminos de esas nuevas rutas que te hacen soñar. Recuerda que para lograr una transformación integral debes poner a tono tu inteligencia emocional para desechar los sentimientos, palabras, pensamientos y hábitos que te puedan sabotear, hacerte retroceder en el proceso y traer a flote esos conformismos que no te dejan avanzar.

Recuerda que el “hoy” es el mejor día del resto de nuestras vidas, no lo vayas a desperdiciar 🧡.

Artículos relacionados